Berta Llonch: “La acuarela es una técnica salvaje”

0

Berta Llonch (Cádiz, 1983) trabaja, pudiéramos decir como hipérbole, con el agua. La acuarela es su técnica predilecta, Llonch ha encontrado el sutil equilibrio entre los azarosos movimientos del pigmento diluido y la imposición del trazo. Como resultado de este hallazgo por parte de la artista, disfrutamos de unas obras etéreas, cargadas de transparencias evocadoras y una sensación de frescura muy característica. “La acuarela es una técnica salvaje”, afirma Berta, quizá por eso plama a menudo animales y plantas.
Pero Llonch también trabaja con otras técnicas, de hecho, la hemos visto pintar murales, como el de la iglesia de San Severiano de Cádiz, de quince metros de largo por tres de alto, una de sus mayores piezas en este soporte. Por otra parte, en 2013 publicó el álbum ilustrado “Mopi”, que supuso su irrupción en el mundo de la ilustración. Desde entonces la artista ha compaginado diferentes técnicas y soportes, tanto en sus proyectos personales como en encargos privados. Además, ha participado en varias muestras colectivas en el Museo ABC, en la galería Wabi-Sabi de Sevilla, en la Galería Imprevisual de Valencia, Cultur3Club (Gijón), Affordable Art Fair de 2013 (Battersea, Londres); también ha expuesto individualmente en la galería Échale Guindas, con quienes colabora.
En esta entrevista conocemos su trayectoria, sus referentes e inspiraciones y su relación con la acuarela.

IRENE- Eres licenciada en Bellas Artes. ¿Cuándo supiste qué era lo que querías estudiar? ¿Cuáles fueron tus primeros contactos con el mundo del arte?

BERTA- Siempre lo he sabido. Desde pequeña creo que hubo pocos días en los que no cogiera un pincel, o un lápiz o unas ceras. Y creo que nunca he podido estar más de dos semanas sin pintar, así que ¡imagina toda una carrera o una vida! Me moriría.
Nunca pensé en estudiar otra cosa que no fuera Bellas Artes, la verdad. Mis primeros contactos con el mundo del arte comienzan en el momento en el que piso la facultad de Bellas Artes. He tenido la suerte de tener muy buenos profesores que me han asesorado y ayudado a tener mi propio criterio respecto al camino que luego hemos escogido una vez salimos al mundo exterior.
He aprendido a confiar en mi intuición y siempre un proyecto me ha llevado a otro y así, poco a poco, vas tejiendo una red de contactos que, en mi caso, la mayor parte de las veces se han formado por azar.

I- ¿Cuáles son tus referentes, inspiraciones o influencias?

B- Es una pregunta complicada. Referentes… ¡Todos! Hay infinidad de artistas que siembran en mí una semillita, que hacen dar vueltas a mi obra. Pero no son referentes inamovibles y concretos. Cada uno me aporta algo. Un trazo, un color, una composición, un pensamiento… Me enseñaron a observar y entendí que hasta de lo malo se aprende. Eso también es un referente, ¿no?
Admiro el trabajo de muchísimos artistas pero quizás si tuviera que decir alguno, en este momento diría que la fuerza de la obra de Lita Cabellut me tiene totalmente entusiasmada, Malcolm Liepke , Marlene Dumas…
Mi inspiración viene sobre todo de la naturaleza, su delicadeza y fuerza me atraen por igual. Trabajo la belleza de lo que me rodea y me gusta mirar hasta cansarme. Vivimos en un mundo en el que buscamos la perfección a través de lo sintético… No sabemos valorar , observar y ver lo impresionantemente bello que es el mundo en el que vivimos.
Me gusta la belleza, recrearme en ella, en sus formas, sus colores. Como si hiciera un paréntesis para poder dedicarle a las cosas que llaman mi atención el tiempo que necesitan.

 

I- Tu obra se caracteriza por la fluidez y la presencia matérica del agua… ¿Se podría decir que una de tus técnicas favoritas es la acuarela? ¿Qué te aporta frente a otras?

B- La acuarela ha sido mi gran descubrimiento.
Sin duda, es mi técnica favorita donde me siento más libre y cómoda. La acuarela es una técnica salvaje en la que influyen varios factores: agua, pigmento y papel. Es un continuo descubrimiento y cada día me encuentro con alguna sorpresa nueva mientras trabajo.
Para mí es un juego en el que mi parte consiste en guiar el agua y el pigmento y la otra parte depende casi por completo del azar. Tienes que estar en activo mientras trabajas porque la acuarela es una técnica rápida y lenta a la vez. Si quieres aprovechar la humedad tienes que trabajar rápido y estar resolviendo constantemente los diferentes rumbos que toma el agua.
Desde que la descubrí no he hecho otra cosa que investigar con ella. Es divertidísima y tiene muchísimas posibilidades. Es frágil y delicada pero tiene una fuerza natural y única si la dejas ser.

Mural de la iglesia de San Severiano, Cádiz

I- También realizas murales, como el de San Severiano. ¿Te enfrentas de igual manera al muro que al papel? ¿Cuál supone un mayor reto para ti?

B- Mi mayor reto a la hora de trabajar un mural es el no poder trabajar la pared invertida. Trabajo siempre con la obra boca abajo (de ahí las gotas hacia arriba una vez que le doy la vuelta) y cuando hago un mural tengo que trabajarlo al derecho. Ese es mi mayor reto y tengo que esforzarme más en tener una visión diferente de la que suelo tener. Aunque no tengo problema y las grandes dimensiones me vuelven loca, sin duda supone mayor reto.
Con respecto a la técnica trabajo el mural con acrílico. Es una técnica con la que también me siento cómoda porque antes de la acuarela trabajaba siempre con ella.

I- ¿En qué estás trabajando ahora mismo? ¿En qué momento te encuentras, artísticamente hablando?

B- Actualmente estoy trabajando en varias colecciones a la vez. Ha sido un año intenso, con muchas emociones y nuevos estímulos y tengo la cabeza y la mano que arden. Soy muy ansiosa trabajando, como si mi cabeza fuera una olla a presión a punto de explotar y tuviera que sacar todo lo que me ronda sin parar. Va saliendo a lo loco, pero poco a poco todo va tomando sentido. Mientras trabajo en mi obra personal voy compaginando trabajos por encargo que van surgiendo.

I- Siempre pedimos a nuestros entrevistados una recomendación musical y una literaria. ¿Cuáles son las tuyas?

B- Una canción: “So broken” de Bjork y Raimundo Amador. Un libro: “Juan Salvador Gaviota” de Richard Bach.

 

 

_______________________

Más información:

bertallonch.com

Share.

Leave A Reply