Entrevista a Laura Sandoval y Daniel Álvarez, editores

5

Hoja de Lata es una editorial asturiana que surgió en abril de 2013 de la mano de Laura Sandoval Borràs y Daniel Álvarez Prendes. A pesar del poco tiempo de vida de este proyecto, la calidad de sus publicaciones ha hecho que su lema, “lecturas sugerentes para tiempos inciertos”, les vaya como anillo al dedo.
Editores Hoja de Lata

TINA: Cuando creasteis la editorial, muchos medios de comunicación destacaron el hecho de que erais dos personas afectadas por la crisis que habían perdido su empleo como libreros y que, después de capitalizar la prestación por desempleo, se habían convertido en emprendedores. Desde la publicación de vuestro primer libro ha pasado poco más de un año, habéis publicado siete títulos y el octavo está a punto de comercializarse. ¿Qué destacaríais de este primer año de vida tan intenso?
LAURA: Aunque llevemos un año sacando títulos a la venta, llevábamos preparándolo todo desde que Dani se quedó en paro hace dos años y medio. Éste es el proyecto que teníamos en la cabeza desde que nos conocimos y que nunca nos habíamos atrevido a desarrollar porque como libreros teníamos un sueldo fijo, pero el paro decidió por nosotros. Cuando salió el primer libro a la venta ya teníamos la mayor parte de los títulos del primer año contratados y buena parte traducida, porque ha coincidido que los primeros ocho títulos han sido traducciones. Aunque ha sido un año de mucho trabajo, por la comunicación, el diseño y acabar de rematarlo todo, hubiese sido imposible hacerlo sin haber tenido una preparación anterior, ese año y medio en la sombra en el que estábamos poniendo el engranaje a funcionar.

DANIEL: Los dos tenemos un postgrado en edición que habíamos ido poniendo en práctica con pequeñas ediciones hechas por gusto. Tuvimos nuestros momentos de arrepentimiento en ese primer año de formación del proyecto, cuando los títulos se iban contratando pero había algún parón de unos meses por alguna negativa, momentos de no saber qué hacer pero no poder echarse atrás porque ya habíamos invertido un dinero en ello. Es una fase de rodaje, de iniciación que hay que pasar.

L: Y de inseguridad, porque partes de cero.

D: Teníamos muy claro lo que queríamos hacer, una editorial de narrativa sorprendente, nuestra apuesta es sorprender al lector con títulos menos conocidos para el público español pero con una calidad, en nuestra opinión, evidente. Apostamos por tener una continuidad y un catálogo con coherencia. Por otro lado, también tenemos el catálogo de ensayo, en el que vamos a sacar cuatro títulos al año, divulgativos, asequibles para el gran público. No hace falta estar muy especializado ni tener un conocimiento previo en los temas que trataremos, haremos propuestas interesantes para el público general sobre problemáticas actuales, también sobre vidas interesantes que hayamos considerado que pueden aportar algo o publicaciones que puedan ayudar a encontrar algunas respuestas a la situación en la que vivimos actualmente.
portada_completa_cualquiercaso_2

T: Hace unos días hablaba con Eva Boj, de la librería Atticus Finch, sobre el fenómeno que está teniendo lugar entre editoriales y librerías independientes y las sinergías que se crean con estos espacios, que se especializan en un fondo.
L: Sí que ha habido un surgimiento de pequeñas librerías, quizás en detrimento de las grandes y, en paralelo a eso, un boom de editoriales independientes, que cada vez son más cuidadas por el librero. Creemos que en este caso influye el libro digital, porque el mercado al que más afecta es justamente el de los bestsellers, que no tienen como punto fuerte la calidad del papel, el diseño del libro o de la colección. En cambio, la gente que valoró siempre el libro y las pequeñas historias, continúa disfrutando mucho de tener el ejemplar impreso y las calidades que ofrecen editoriales como la nuestra o tantas otras.

D: A mí me parece un fenómeno estimulante, nosotros como libreros sabemos lo fundamental que resulta conectar con un librero que pueda recomendar a un cliente de confianza títulos de Hoja de Lata o cualquier otra editorial. Una de las cosas que consideramos más importantes es conectar con esas pequeñas librerías. Las sinergias de las que hablas entre las pequeñas editoriales, las librerías y el público son fundamentales.

T: ¿Creéis que el hecho de publicar desde Asturias os ayuda, os dificulta el trabajo o realmente resulta indiferente gracias a las nuevas comunicaciones?
D: Vivir en la periferia es un handicap, porque te pierdes el fermento cultural que hay en las grandes ciudades, en los dos grandes ejes como son Madrid y Barcelona, pero a la vez tienes más tranquilidad para trabajar apartado de la vorágine diaria de esas grandes metrópolis.

L: Al mismo tiempo creemos que es una diferencia que te hace más reconocible. Es una motivación extra, porque estamos orgullosos de publicar desde donde publicamos y queremos reivindicar el norte como lugar en el que están pasando cosas.

T: Aunque habéis publicado títulos muy diferentes, como lectora me da la impresión de que todos tienen en común un gran trasfondo social y mucha humanidad, que hay una línea editorial clara. ¿Cuál es vuestra visión como editores?
D: Es una línea buscada. Cada uno tiene su criterio y nos dejamos asesorar, pero siempre son autores que se hayan implicado en su sociedad, en vez de tratarse de eruditos aislados del mundo. A pesar de la disparidad que comentas, todos son autores rebeldes, inconformistas, no adaptados a su tiempo sino un poco outsiders, como Elionore Pruitt Stewart,que fue una mujer adelantada a su tiempo, Pino Cacucci o Vasilis Vasilicós, que es un rebelde adolescente con ochenta años que tiene. Hay quien nos echa en cara que esa apuesta por temas sociales o autores con cierto posicionamiento en la vida sea demasiado evidente, cuando nosotros pretendíamos que fuese sutil, pero creo que se nos está viendo el plumero…

L: También es verdad que sale solo, porque es lo que nos gusta realmente. Por ejemplo, el título de Marcelo Fois que vamos a publicar en junio es una historia preciosa, la vida novelizada del bandido sardo más temido de Cerdeña. Nos maravilló la prosa poética del autor, cómo partía de la tradición oral mediterránea. Si lees su biografía, aparentemente no es un autor posicionado políticamente pero no tienes que estar militando en un partido para demostrar que tus ideas de la vida son abiertas. La libertad y humanidad que desprende la historia de este bandolero está fuera de toda duda, más allá de derechas e izquierdas.

T: Me gustaría hacer con vosotros un breve repaso a vuestra colección Sensibles a las Letras y que me contaseis cuáles fueron las características que os llevaron a seleccionar cada obra. En primer lugar Arraianos, un libro que a pesar de haber sido escrito por Xosé Luís Méndez Ferrín, un escritor propuesto al Nobel de literatura, es prácticamente desconocido para el lector en lengua española.
D: Es un autor injustamente desconocido para el nivel literario que tiene. Ferrín es conocido en castellano como poeta, pero como narrador no tanto, mientras que en Galicia es una institución, fue hasta el año pasado presidente de la Real Academia Galega. Arraianos, el título que publicamos, es allí una lectura obligatoria en secundaria. Creemos que paga el peaje de su posicionamiento político, Ferrín es muy políticamente incorrecto y no se corta en nada de lo que dice, incluso cuando era presidente de la Real Academia Galega. Su obra es como una tarjeta de visita, empezamos con una lectura que para nosotros tiene una calidad excepcional, que nos gustaría dar a conocer.

L: Justamente por su humanidad, la manera que tienen de vivir y escribir, tenemos una relación estupenda y muy cercana con todos los autores vivos que hemos publicado. Eso también es para nosotros muy importante.

Cartas de una pionera

T: Pasando a “Cartas de una pionera” y “Cartas de una cazadora y otras mujeres de la frontera”, ambos de Elinore Pruitt Stewart, una joven viuda que a principios del siglo XX decidió romper con todo para irse con su hija pequeña a las montañas de Wyoming como colona. Creo que cualquiera que las lea comprenderá rápidamente porqué las habéis publicado.
L: En este caso, nos encantó su calidad literaria, sus experiencias pero también la gran humanidad del texto. Son unas cartas muy potentes escritas por una mujer impresionante y con un gran sentido del humor. Además, a pesar de ser autodidacta, tenía un talento literario impresionante. Nunca lo consideramos una autobiografía porque pensamos que es pura literatura, de hecho estábamos sorprendidos de que no se hubiese publicado antes en español. Estamos muy contentos por haber dado con ella, tuvimos muy claro desde el principio que valía la pena darlo a conocer.

D: Al principio me sorprendió la apuesta de Laura porque era bastante diferente a lo que habíamos publicado y lo que teníamos previsto, pero es un canto a la cooperación, al apoyo mutuo, además de un ejemplo de calidad literaria.

T: En el caso de “Los javaneses” de Jean Malaquais, nos encontramos con una historia muy dura, que habla de la vida de los trabajadores de un poblado minero en la Costa Azul francesa durante los años 30 y sin embargo, sorprende por su optimismo.
D: Llegamos a Los javaneses buscando novelas de realismo, encontramos la historia en francés, luego descubrimos que había una edición en Argentina del año 42, la leímos y nos alucinó, sobre todo por lo que cuentas. Ese amor por la humanidad de Malaquais del que hablaba Trotski en un artículo que escribió sobre el libro, es impresionante. Es la historia de la penuria de 200 hombres que viven bajo tierra pero contada con una ironía y una humanidad tremendas.

T: Con “Paz, amor y cócteles molotov” habéis apostado por D.D. Johnston, un escritor con tan solo dos novelas publicadas. Es la historia de un chico de veinte años que trabaja en un negocio de comida rápida y que se acaba involucrando activamente en el movimiento antiglobalización, un título que definís como un “acercamiento a la clase obrera del siglo XXI”.
D: Una de las cosas que teníamos claras con el catálogo de narrativa es que al menos un título al año sería de un autor novel, bien en castellano, bien traducido. Fue uno de los primeros títulos que contratamos por lo fresco, descarado y divertido de la historia. Quizás viéndolo ahora es el que más rompe la pauta de los ocho títulos que hemos publicado, en general de corte clásico. Paz, amor y cócteles molotov se sale por la tangente con algo muy gamberro. Queríamos además apostar por literatura del siglo XXI.

T: Vasilis Vasilicós es un autor griego de prestigio que tiene una bibliografía muy extensa, ¿qué hizo que os decantasteis por publicar “Lo poco que sé de Glafcos Zrasakis”?
D: Nos gusta su obra literaria desde siempre y durante ese año y medio en el que comenzamos a configurar nuestro catálogo editorial, descubrimos la versión en inglés de Lo poco que sé de Glafcos Zrasakis y nos pareció alucinante, a pesar de que la estructura de la edición americana es diferente y está separada las tres partes. Nos pusimos en contacto con Vasilicós y hablando sobre la estructura de la novela, supimos que quería modificarla y hacer una versión definitiva 40 años después de su primera publicación. Curiosamente hemos editado esa versión definitiva en castellano antes que en griego, cuya publicación tendrá lugar el año que viene. Eso es un motivo de orgullo para nosotros.
Lo poco que sé de Glafcos Zrasakis

T: “En cualquier caso ningún remordimiento” es un libro de Pino Cacucci basado en hechos reales que cuenta la historia de Jules Bonnot, un anarquista que acabó formando una banda con la que atracaba bancos para financiar sus ideales, convirtiéndose en enemigo público número uno de Francia. Se suele destacar el hecho de que el protagonista fue chófer de Conan Doyle, cuando es algo más bien anecdótico.
L: Unos amigos de Italia nos lo recomendaron. Allí lleva diez ediciones y es muy conocido gracias al boca oreja; de hecho muchos jóvenes lo han adoptado como lectura generacional. Eso es a lo que aspiramos con nuestros libros, nunca vamos a tener la capacidad mediática para generar un bestseller, pero sí que podemos apostar por buenos libros con nuestros conocimientos literarios. Entendemos que este libro tuviese tanto éxito en Italia, también es de los que mejor funcionan en nuestra editorial, porque el personaje es impresionante. Cuando empieza el libro lo ves como un pobre chico maltratado y el ritmo de la novela, que comienza siendo lento, triste y gris, acaba siendo trepidante. A pesar de ser un libro actual habla de un personaje de principios del siglo XX y creo que el autor ha sabido recrear muy bien la época.

D: Cuando los estudiantes universitarios italianos en 2012 salieron a la calle a manifestarse en defensa de la educación pública, encabezaban las manifestaciones con grandes cartones a modo de escudo. En cada uno estaba escrito el título de una obra que consideraban fundamental y nos llenaba de orgullo y emoción ver que al lado de El nombre de la rosa, El Decamerón,Trópico de cáncer y La Odisea, estaba In ogni caso nessun rimorso (En cualquier caso, ningún remordimiento). Contaba su autor, Pino, en alguna entrevista, que esta frase ha trascendido lo literario y se ha convertido en un leitmotiv presente sobre todo en la vida de la juventud italiana. Es un libro tremendamente duro pero, como decía Caccuci, es también la historia de personas con una sensibilidad extrema que canalizaron hacia un callejón sin salida, el único que encontraron.

T: La frase ‘¡Vended vuestras islas, griegos arruinados!’ fue titular en la portada del diario alemán Bild, el 27 de noviembre del 2010. También es el título del ensayo de Stephan Kauffman e Ingo Stützle, con el que inauguráis la colección Mecanoclastia. ¿Qué encontraremos los lectores en esa publicación?
D: La filosofía de la colección de ensayo es radicalmente diferente, nos gusta decir que pretendemos plantear muchas preguntas y ofrecer alguna respuesta. ¡Vended vuestras islas, griegos arruinados! fue un titular salvaje del diario sensacionalista alemán Bild, el más leído, “el periódico de la gente llana” es su subtítulo. Tuvo muchísimo éxito en Grecia porque viene a desmontar todos los tópicos populistas. La colección de ensayo está orientada al día de hoy, vivimos unos tiempos un poco inciertos y queremos ofrecer algunas respuestas sobre la problemática actual. También nos damos algún gustazo con títulos que verás a corto plazo como biografías de personajes interesantes. Por ejemplo, el tercer título que va a salir en octubre son las memorias de Bill Ayers, uno de los gurús a nivel mundial de la educación alternativa, pero a finales de los sesenta era uno de los líderes de Estudiantes por la Sociedad Democrática, en EEUU y del movimiento en contra de la guerra de Vietnam. Los Estudiantes por la Sociedad Democrática llegaron a un momento de gran frustración porque cientos de miles de jóvenes se manifestaban y la sociedad americana asistía impasible ante las atrocidades de la guerra de Vietnam. Una parte del movimiento entonces se dijo que había que llevar la guerra a casa, que había que transmitir a la sociedad americana lo que estaba sufriendo la sociedad vietnamita. Se pasaron a la clandestinidad y Bill Ayers, que participó en ese movimiento, ha escrito unas memorias apasionantes, Días de Fuga.

L: Lo interesante de estas memorias es el punto de vista del autor con la madurez que tiene ahora, con la que ni reniega de lo que hizo ni sigue teniendo la misma mentalidad que tenía de adolescente. Él se autocritica y critica el movimiento, las cosas que hicieron mal, pero dice que por lo menos hizo algo. Su posición es tan humilde y sincera, que se convierte en un testimonio impresionante que engancha mucho. Te introduce en la sociedad americana durante la guerra de Vietnam y te cuenta desde su infancia, cómo creció escuchando decir a su madre que todo iba a salir bien, hasta que empezó a despertar en su adolescencia.

¡Vended vuestras islas, griegos arruinados!

T: Vale, este es el tercer ensayo que publicaréis…¿y el segundo?
D: El segundo se publicará a la vuelta del verano, en septiembre. Es un libro sobre el mundo de la música y la propiedad intelectual, se llama Criminales del copyright. Es un estudio de la Universidad de Duke, un ensayo que incluye mucho testimonio oral y cuenta cómo fueron los orígenes del hip hop y la música electrónica, con el uso del sampling como el hilo conductor. Esta es una obra que plantea bastante alternativas, nos gusta también esa parte de la protección intelectual y el mundo artístico, plantearse hasta dónde se puede llegar, qué maneras hay de entenderse entre todos, qué tendrá que decir Ramoncín al respecto…(risas).

T: De hecho vuestras obras se publican bajo licencia de Creative Commons.
D: Es un debate interesante y creemos que sí se debe facilitar el acceso a la cultura a todo el mundo. En el caso del libro es cierto que la cultura libre existe y se da en las bibliotecas, pero a lo mejor en el mundo de la música sí que es un poco más necesario. Nosotros, en todo lo que esté en nuestra mano, facilitaríamos el acceso. Con la licencia Creative Commons que ponemos en nuestros libros, puedes prestar, citar, copiar incluso parte del libro o el libro entero, si quieres.

L: Lo que pasa es que copiar el libro entero es un sinsentido, porque sale más caro que comprarte el libro. Utilizar la licencia Creative Commons es, al final, un posicionamiento.

T: Una última pregunta. Vosotros apostáis por unos libros muy cuidados, con papel de buena calidad… Al principio comentábais que el mercado del libro electrónico era más importante o perjudicaba más a los editores de bestsellers que a editoriales independientes como la vuestra, ¿a pesar de eso os planteáis publicar vuestros títulos en formato digital en un futuro o es algo que descartáis?
D: La cuestión del libro electrónico nos supone un gran reto porque tendríamos que depender de alguien para ello. Por otro lado nosotros somos amantes de los libros como objeto y consideramos que no es lo mismo tener una edición en digital, pero sí entendemos que haya gente a la que le dé igual que utilicemos un barniz aquí (señala el título en la portada) o que nuestra portada no esté plastificada y puedas sentir las fibras del papel, pero si por nosotros fuera siempre apostaríamos por el papel. El hecho de tener que leer a través de un aparato electrónico que, a la fuerza, van a obligar a renovar cada tres o cuatro años porque se va a quedar obsoleto y porque otra industria encuentra en esa comercialización otro filón, no es algo que nos acabe de gustar. ¡Vended vuestras islas, griegos arruinados! sí que lo vamos a ofrecer en edición digital gratuita por un acuerdo al que llegamos con la Fundación alemana Rosa Luxemburgo, que nos cedió el libro, pero en el caso del resto de títulos, nosotros animaríamos a los lectores que los quieran leer de manera gratuita que fuesen a su biblioteca de barrio, que es un bien común que hay que defender.

—-
Más información sobre Hoja de Lata Editorial:
Página web
Facebook
Twitter

Share.